No todos los colores funcionan para todo, normalmente vemos a veces empresas, negocios o personas particulares que establecen estrategias de marketing tomando como base colores que no identifican sus objetivos, propósitos y conceptos. La identidad visual de un producto o empresa es factor importante para el éxito de las mismas, pues a través de ella, se logra crear una marca sostenible en el tiempo, y el color es un punto importante a elegir adecuadamente a fin de transmitir correctamente nuestra peniksen keskimääräinen paksuus misión y lo que queremos de nuestros clientes.

El color representa a nivel psicológico un mensaje inconsciente, que se procura para influir junto con los contenidos de la empresa, para que las personas ejerzan una acción, por lo que el diseño no puede pasarse por alto nunca en una empresa, pues es su carta de presentación, y siempre debe proyectar una muy buena impresión y mucho mas cuando son clientes nuevos.

Los colores que más venden.

Los colores que vemos en los puntos de venta o cuando vamos por las calles tienen una repercusión notable en nuestra psicología y decisión de compra. La gran mayoría, por no decir todos los productos y anuncios publicitarios, tienen un fuerte componente de estrategia del color.

Selecciona el color corporativo

Tiendas de juguetes, parques infantiles, establecimientos de ropa para niños… tonos naranjas y rojos o violeta; moda para los jóvenes, establecimientos de ocio, restaurantes étnicos, mucho azul para los chicos, y rojo si se quiere captar al público femenino; servicios de automóviles, cafeterías, tiendas de moda… Si se busca un consumidor más adulto hay que jugar con los amarillos claros, marrones, grises e incluso probar el azul y el verde. Aunque pueda parecer un juego, estamos hablando de ventas: hacer negocio.

Los colores que vemos en un establecimiento comercial no son producto de un capricho de última hora, la moda del momento o el gusto de sus responsables, sino que es la consecuencia de un trabajo de análisis e investigación para hacernos sentir bien, o al menos, debería ser así… El libre albedrío en este campo tiene pocos efectos prácticos, para eso está la psicología y estudiar el tipo de artículos que comercializan y el segmento de clientes al que se dirigen.

 Marketing con Colores

Algunas de las tendencias actuales en cuanto a colorimetría de productos e identidad corporativa, señalan lo siguiente: ´

kako produziti erekciju Rojo Los clientes que prefieren el rojo son por lo general extrovertidos y dinámicos. El color rojo tiene relación con aromas atractivos; un rojo escarlata denota preferencias sexuales de minorías y fuerte grado de dignidad y orgullo.

zvacsenie prs vlastnym tukom cena Amarillo Los clientes que escogen el amarillo tienen tendencia a lo intelectual. También se reconoce que este color irradia calor e inspiración. Se recomienda para anunciar “novedades u ofertas”.

maxatin ár Verde Los clientes que seleccionan el color verde-azulado son analíticos y de carácter tranquilo.

video chat room Azul La gente que prefiere el azul en todas sus tonalidades, tiene buen control de sus emociones. Es, además, el color favorito de los niños y jóvenes. Refleja tranquilidad, no violencia y es muy recomendable para productos del hogar que tengan bastante duración. Conviene aplicarlo en pintura de paredes, ropa de cama, cortinas, etc. Algunos dicen que el éxito del portal de Internet Yahoo! se debe a la utilización del color azul.

Naranja La gente que compra productos de color naranja es por lo general jovial. Es el color de la acción, la efusividad y la generosidad.

Morado – Violeta Las personas con tendencia al color morado-violeta tienen gustos artísticos, místicos y religiosos. Este color tiene impacto en la industria de perfumería para mujeres. Se considera el color más sexual de todos.

Marrón o café La mayoría de clientes que son ordenados y disciplinados, buscan el color marrón o café. Se relaciona además a este color con una vida estable y saludable.

Negro Los clientes que prefieren el color negro son conservadores, les gusta la elegancia y la discreción.

Blanco La gente que escoge el color blanco es refinada y con tendencia a ser cerrada en sus ideas.

Gris Los clientes que escogen el gris, reflejan conformismo y pasividad.

Rosado El cliente que escoge el rosa es suave, femenino, sofisticado, educado.

Dorado Los compradores de pan, cereales, miel, se detienen más ante el color dorado que resalta en su envase.

Turquesa Las mujeres han dado mucha fuerza últimamente al color turquesa, sobre todo si éste está combinado con tonos rosa y blancos. Este color se relaciona con productos de belleza y feminidad, y tiene mucho que ver con aromas de frescura y limpieza.

A cada local su color

El color es una herramienta que posiciona no sólo a enseñas, sino que también lo hace con el punto de venta, las estaciones de servicio, las hamburgueserías, las cadenas de ropa, los grandes almacenes, los hipermercados y sus supermercados satélite, las cadenas de restauración, de librerías y así un sinfín de establecimientos que hacen del color su identidad en el canal, registrando sus elementos de identificación a través del color para evitar que otros puedan utilizar sus códigos visuales. Visto el valor estratégico del color empecemos a jugar con él. Las combinaciones de colores también posicionan el punto de venta de cara al público. Un público muy joven se inclina más por los criterios opuestos y contrapuestos, mientras que un público más maduro compra más con los próximos.

Cómo se comportan los consumidores

Los clientes en el punto de venta se comportan de diferente forma en función de los colores que se perciben y del tiempo de exposición a éstos. Así, el color verde desacelera las pulsaciones y hace bajar la presión arterial, aumenta notablemente la agudeza visual y ralentiza de forma destacada el proceso digestivo. Por estas razones, el verde es bueno para sitios en los que queramos crear sensación de tranquilidad al cliente, en los que tengamos que leer mucho o fijar la vista, como un espacio de juegos infantiles, ya que hace que los niños estén menos nerviosos, o para librerías y bibliotecas, pero nunca en restauración pues la sensación de saciedad se alcanza antes y el cliente pide menos platos. A los colores les atribuimos otras características como sabores, el color rosa sabe a fresa; temperaturas, los colores cálidos transmiten sensaciones térmicas altas y los fríos, bajas. De hecho, cuando ponemos en un punto de venta un producto para después del sol con un fondo rojo, naranja o amarillo, el producto rota mucho menos que si el fondo es azul, pues pensamos que si es azul la sensación de frescor que nos aporta es mayor. Los colores poseen también percepciones de género, el rosa es teóricamente femenino, y el azul masculino, pero el salmón es unisex.

¿Cuál es el beneficio económico del uso del color?

Los colores participan hasta en 85% en las decisiones de compra de la gente e incrementan 80% el reconocimiento de marca. El color vende, es un hecho. Pero el color correcto vende mejor.

 

Share This
A %d blogueros les gusta esto: