Instituto Guttmann: Innovación

Hay ocasiones que los avances van ligados a avances en la calidad de vida de las personas. Muchas veces los emprendedores se ponen a pensar ideas que pueden solventar problemas puntuales, pasados o simplemente se piensa en algo grande con la visión de monetizar al máximo el potencial del modelo de negocio. En este caso, nos vamos a centrar en un modelo de emprendimiento que me sorprendía hace unos días, y por el que decidí escribir este post. Cerca de Badalona, se levanta el Instituto Guttman, uno de los mayores hospitales de neurorehabilitación del mundo y al que acuden pacientes de muchas partes del mundo para mejorar su calidad de vida. ¿Cual es el secreto para que un centro de rehabilitación sea visitado por tanta gente? seguramente la calidad de sus servicios, pero hay algo más.

El Instituto Guttmann ha aplicado las estrategias de los emprendedores para mejorar procesos y ofrecer a sus paciente un modelo basado en la innovación continua. En muchas ocasiones realizan prototipos que se terminaran convirtiendo en productos muy demandados por los pacientes, porque se adaptan a sus necesidades, y lo mas importante: a sus demandas. Esto sigue el patrón PMV (producto mínimo viable) descrito en el Método Lean StarUp. Este instituto con relaciones con el la Universidad de Satanford centra su modelo en la observación de los pacientes, y en innovar mediante las mismas necesidades de estos mismos. El Instituto Guttmann es capaz con este método, plantar cara a la industria estadounidense, líder en este sector. Hay que recordar que el instituto tiene un presupuesto de 20mill/€, provenientes de fondos públicos y privados.

Uno de los proyectos destacados es usMima, con la colaboración de la Universidad de Stanford, donde gracias a los pacientes mejoraron un producto para la incontinencia fecal, y mejoraron su calidad de vida. También siguen otras lineas de innovación e investigación como: Programas

Muchas veces, los pacientes se basan en escuchar a los facultativos lo mas atentamente que pueden para encontrar solución a sus problemas, pero en este caso, es al revés. Se pregunta por las necesidades de los pacientes y se aplica la observación y la innovación para mejorar su calidad de vida (método Design Thinking) y convertirlo en un modelo de negocio con demanda en el mercado.